↓

El Museo de las Ciencias Príncipe Felipe muestra el pasado y el presente de la ecología en España

04-jun-2009

 • Fotografías, publicaciones, dibujos en cinco módulos explicativos que combinan elementos históricos desde 1857 con investigaciones actuales
El Museo de las Ciencias Príncipe Felipe muestra el pasado y el presente de la ecología en España

El Museo de las Ciencias Príncipe Felipe acoge a partir de hoy y hasta el próximo 30 de agosto, la exposición “150 años de Ecología en España. Ciencia para una tierra frágil”, una muestra realizada por el Museo Nacional de Ciencias Naturales (CSIC) y la Fundación Banco Santander, que realiza un recorrido por el pasado y el presente de la ecología en nuestro país a la vez que rinde un homenaje a naturalistas y ecólogos, y muestra cómo la evolución de esta ciencia ha repercutido en la sociedad.

A la inauguración de la exposición han asistido el director general de la Ciudad de las Artes y las Ciencias, Jorge Vela; el director científico de la Ciudad de las Artes y las Ciencias Manuel Toharia; el director del Museo Nacional de Ciencias Naturales Alfonso Navas; el comisario de la muestra Santos Casado y el director gerente de la Fundación Banco Santander, Javier Aguado Sobrino.

A través de fotografías, mapas, publicaciones y dibujos se presenta la relación entre ciencia, sociedad y naturaleza combinando elementos históricos desde 1857 hasta las investigaciones actuales. De este modo, la exposición muestra ciento cincuenta años no sólo de la historia ecológica de España y los pioneros en esta materia, sino también los descubrimientos científicos, los datos de la Naturaleza y los estudios realizados durante todo este periodo; sin olvidar las cuestiones que más preocupan en la actualidad como los incendios, la desaparición de ecosistemas y la extinción masiva de especies, los espacios protegidos el cambio global y la sostenibilidad.

“150 años de ecología en España. Ciencia para una tierra frágil” se estructura en torno a cinco ámbitos temáticos principales, cada uno de ellos identificados con un color y compuestos por diversos módulos expositivos: Las leyes de la espesura, que presenta los bosques como modelo de ecosistema pero también como laboratorio para entender los equilibrios y desequilibrios que nos ligan a lo que la naturaleza nos ofrece. Islas de agua en un mar de tierra, que rescata la labor de investigadores pioneros en dar a conocer el valor de los ríos y humedales ibéricos como el caso de la Albufera cuyos primeros estudios surgieron en el Laboratorio de Hidrología Española instalado en 1912 en el pasillo de un instituto de bachillerato de Valencia. La promesa de lo invisible, donde se revisan los medios artesanales con los que los primeros biólogos marinos y oceanógrafos españoles se aprestaron hace más de un siglo a estudiar el mar, es otra de las partes de la exposición.

Asimismo, la muestra aborda en Del individuo al paisaje la relación del hombre con los ecosistemas ya que para ayudar a entenderlos, hay que partir de la relación de los individuos entre ellos y de estos con el medio en el que se desarrollan de modo que uno y otro se influyen de forma determinante, cambiando las condiciones evolutivas del hombre al tiempo que éste modifica el paisaje o las especies que lo pueblan. Finalmente con Los aliados de la Tierra, se intenta plasmar la idea de que el desarrollo científico es indisociable de una conciencia ciudadana que ha ido experimentando cambios con el paso del tiempo.